Diseñadora Web Freelance WordPress | Creativa - Madrid | 17 Factores Imprescindibles para Crear Posts Virales
9034
post-template-default,single,single-post,postid-9034,single-format-standard,cookies-not-set,ajax_updown_fade,page_not_loaded,smooth_scroll,,qode-theme-ver-3.4,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

Posts Virales

17 Factores Imprescindibles para Crear Posts Virales

  |   Marketing Online   |   No comment

El «contenido viral». ¿Existe? ¿Se puede crear? ¿Scott DeLong es un mago con la varita de Harry Potter o simplemente se limita a seguir las reglas establecidas de la viralidad? Y de ser así… ¿cuáles son esas reglas? Quiero que me hagas sentir, que despiertes en mí emociones que no sea capaz de reprimir, aunque sea un lunes por la mañana y esté mirando el ordenador con los ojos medio cerrados y el café enfriándose encima de la mesa. Actívalo todo dentro de mí y conseguirás que comparta en todas las redes sin poder evitarlo. Consigue hacerlo de manera masiva… y habrás generado contenido viral.

 

Los 17 Factores Imprescindibles para Crear Posts Virales:

 

1. Viralidad=E+G+F+VS+CD

 

He aquí mi forma básica de entender la viralidad. Lógicamente existen cientos de factores adicionales que también pueden fluctuar en una u otra dirección dependiendo del caso. Pero si tuviera que aunar cinco en una única «fórmula», el resultado sería este: viralidad  emociones, generalista, fácil, valor seguro y canales de difusión. A continuación, detallaremos los cinco puntos integrantes de nuestra fórmula y más adelante intentaré convencerte mediante 95 factores más de que la viralidad es algo que si bien «no podemos conseguir», por lo menos «casi» podemos conseguirla. A priori pueden parecerte muchos puntos a tener en cuenta, pero una vez termines de leerlos todos, aprendas a aplicarlos y veas los resultados de toda esta información estarás más que agradecido. Con unos pocos cambios pasarás de ver un aumento importante desde las 100 visitas de parte de tus amigos de Facebook hasta… digamos, una cifra equivalente al empeño que le pongas. ¿Listo? ¡Vamos con el primer factor de nuestra fórmula!

 

2. Emociones (E)

 

Un factor esencial y básico para que tu contenido sea viral es que este sea capaz de golpear (y no solo tocar) el corazón de todos aquellos a los que llega y esto lo conseguirás a través de diferentes tipos de emociones. Te ponemos ejemplos: risa, tristeza, miedo… No importa cuál elijas, el objetivo es emocionar para que la masa comparta. Por supuesto, estas emociones tienen que ser fuertes para impactar y garantizar el share. ¿No te lo crees? Reflexiona sobre tus propias acciones. ¿Cuántas veces has compartido un contenido que contenía gatitos haciendo cosas divertidas o tiernas? O incluso famosas viñetas de humor, como las de Luis Davila. Hay contenidos que solo con verlos nos crean emociones tan fuertes que hasta los no fanáticos de las redes sociales se ven obligados a compartir.

 

3. Generalista (G)

 

Otro punto esencial a tener en cuenta es el público objetivo. Si creas contenidos orientados a un nicho más específico, a estos les costará mucho más alcanzar grandes cifras de viralidad en las redes sociales que si haces contenidos más generalistas. Te ponemos un ejemplo concreto: uno de los posts más virales que hemos visto en los últimos tiempos ha sido Los 200 factores que Google tiene en cuenta, orientado principalmente al marketing online en español. Este post ha sido compartido 1 419 veces en Twitter y 384 en Google+. De darse esta misma viralidad en otro nicho más abierto y generalista y no en uno tan vertical como es el marketing online, presentaría cifras de shares cinco o diez veces mayores. Piensa que en este caso, por ejemplo, aquellos usuarios que no sientan atracción por el marketing online no se pasarían por el post y lo dejarían correr. Sin embargo, si escribiésemos algo de interés general en un nicho que presente temas generales, tendríamos más posibilidades de conseguir una mayor viralidad, pues probablemente nuestros contenidos les interesasen a un mayor número de gente.

 

4. Fácil (F)

 

Otro factor a tener en cuenta para que un contenido tienda a viralizarse es que la opción de compartir sea rápida y efectiva. Así, esta debe figurar en tu página de una forma tan obvia que el usuario no necesite más de dos milésimas de segundo para encontrarla. Piensa que ya pensamos mucho durante todo el día en el trabajo y en los retos que nos supone el día a día, como para estar perdiendo el tiempo cuando consumimos información por nuestra cuenta. A día de hoy la mentalidad ha cambiado. En general, los usuarios son vagos y odian perder el tiempo: o les das todo hecho o se van a otro lado. Así de simple. La definición de utopía no llega para definir el vano pensamiento de que alguien va a copiar el link de tu post y copiarlo en su muro de Facebook. Si quieres que este share tenga lugar, proporciónales tú mismo el botón. Este es otro de los puntos a tratar con respecto a la facilidad: los botones. Personalmente, considero que te irá mejor si te centras en el medio de difusión social que mejor funciona con respecto a los contenidos de tu página. Así, por ejemplo, en el caso de Viralnova tan solo puedes encontrarte con los botones de Facebook y… de Facebook. Pues, ¿para qué necesitas más? Facebook es el que más éxito tiene, por lo que poner un botón con acceso directo a su Like o Share es fácil, rápido y preciso.

 

5. Valor seguro (VS)

 

En todos los nichos existen contenidos más propensos al éxito, dependiendo un poco de la calidad y la cantidad (aquella relación calidad-precio, pero aplicada al contenido). Así, por ejemplo, en un nicho de mascotas el artículo Lista con los 100 perros más inteligentes del mundo presenta grandes probabilidades de éxito. Fíjate en lo que este post encierra: contenido interesante y amplia información, por lo que este tendría un «valor seguro». Este «valor seguro» es ni más ni menos que el resultado de juntar la cantidad con la calidad, aunque siempre debes tener en cuenta que el valor seguro es relativo. Así, por ejemplo, si echamos otro vistazo al post del que hablamos anteriormente de los 200 factores de Google, ya en el momento de redactarlo se podía intuir que era un valor seguro con respecto a la difusión por esta misma regla de calidad-cantidad y porque, además, cumplía con la regla que te explicamos a continuación.

 

6. Canales de difusión (CD)

 

El último punto de nuestra fórmula para hacerte con el unicornio es que en buena medida el efecto de la viralidad se magnifica en función del número de visitas o la cantidad de tráfico web disponible que recibe el medio en el que se va a publicar el contenido. No tendrá la misma viralidad un post que publiques en tu blog personal que solo siguen tus amigos, familiares y amigos, que uno que publique, por ejemplo, Google u otro de los grandes. Veámoslo con un ejemplo concreto: el post de los 200 factores de Google. Fíjate en que este post también cumplía a rajatabla con este requisito. De haberlo publicado en mi propio blog nunca habría alcanzado esa fuerza en las redes sociales y su viralidad se hubiera quedado probablemente en una décima parte, por lo que aplícate esta regla como un esencial más: el canal de difusión sí importa.

 

La fórmula de la viralidad según JuanMarketing

 

A continuación voy a exponerte los puntos principales para poder llegar a replicar la viralidad de los contenidos según JuanMarketing.com. El objeto de lo que sigue a continuación es realizar un estudio a fondo del concepto de viralidad, por lo que para este fin resulta fundamental conocer también el punto de vista de otros autores. Por otra parte, además de exponer el parecer de este y otros autores, también rebatiré sus conceptos siempre que lo crea necesario. ¿Listo? ¡Vamos allá!

 

7. Viralidad=LT+FT+DC+SI+OE+AR

 

Según Juan Sánchez de JuanMarketing.com, los puntos esenciales de la viralidad están estrechamente relacionados con los factores on-site del contenido, así como con los medios de difusión masivos, como son los líderes de influencia. Por lo que, como ves, no solo deberás centrarte en cómo difundir, sino también en tratar cuidadosamente elementos internos de tu página, que realmente importan, aunque con algunos a lo mejor no te hayas dado cuenta hasta este preciso momento. Así, procedamos entonces a desglosar su fórmula paso a paso. Como ves en el título de este factor, esta fórmula, a diferencia de la anterior, se compone de seis factores a tener en cuenta: los líderes de opinión target, la facilidad de transmisión, la duración corta, la sorpresa impactante, la optimización de los elementos clave y la apertura remix. Let’s go!

 

8. Líderes de opinión target (LT)

 

Según el autor, es muy importante que conozcas el concepto de «masa crítica» y, sobre todo, entender cómo atacarla o cómo dirigirse a ella. Cuanto mayor sea el número de personas a las que se dirige tu contenido, mayor propensión a una difusión masiva tendrá dicho contenido. No obstante, para conseguir la perseguida viralidad hay que ir todavía un paso más allá de la «masa crítica en bruto» y saber dirigirse a ella de una forma más inteligente y esta forma más inteligente es hacerlo mediante influencias y líderes de opinión de esta masa crítica.

Vayamos con un ejemplo: si publicase en mi blog un post de denuncia social contra cualquier tipo de injusticia, como bien puede ser el precio de la vivienda, y ese contenido lo retwitteasen grandes influencias sociales, como es Risto Meijide o Mercedes Milá, líderes de opinión muy dados a expresar su punto de vista de forma directa, sería muy probable que este contenido alcanzase un alto grado de viralidad (claro que también hay otras reglas que tendrían que cumplirse para que esto fuese así).

 

9. Facilidad de transmisión (FT)

 

Este concepto funciona de forma muy similar a la usabilidad de la web, tanto en el comercio electrónico a la hora de vender como en un contenido a la hora de ser compartido. Cuando tú vas a comprar, uno de los porcentajes que más influyen en el Click-through rate (CTR) es el número de clics necesarios hasta llegar a pagar el producto. A menor número de clics más probabilidad de ventas tendrás, pues, como bien afirmamos anteriormente, los usuarios odian perder el tiempo y buscan soluciones efectivas. Y si quieres ver un ejemplo muy famoso por su usabilidad, quédate con Aceros de Hispania. Por supuesto, esta misma regla se aplica a los contenidos y en este campo vamos a darte un consejo muy valioso: haz que el botón de Facebook, que es una de las redes sociales que mejor funciona en concepto de viralidad, aparezca bien grande y sea casi imposible de esquivar. Con tan solo esta sencilla operación conseguirás más Likes de lo que a priori te imaginas. ¿Cuántas veces has tenido que darle un Like a una determinada Fanpage para poder acceder al contenido que te interesa ver? Pues por ahí van los tiros.

 

10. Duración corta (DC)

 

Los usuarios son vagos. A estas alturas esto ya te ha quedado claro. Pues por esta misma razón, un factor importante para conseguir propiciar epidemias de contenidos según Juan Sánchez es que los contenidos sean cortos. A día de hoy la gran mayoría de los usuarios quiere que le transmitas la parte importante de un vídeo, por ejemplo, ipso facto. De no ser así muchos de ellos desistirán a los pocos segundos. Si no me crees a mí, prueba a echarle un ojo al testimonio de TechCranch en el artículo The Secret Strategies Behind Many “Viral” Vídeos, donde se afirma que los vídeos con una duración que oscile entre los 15 y los 30 segundos son más propicios a ser compartidos.

¿Quieres ejemplos de vídeos con usabilidad y poca duración? Pues fíjate en el vídeo de Amo a Laura con una duración de 1 minuto y 50 segundos. Y si no te llega, quédate también con los vídeos de humor de Hola Soy German. ¿No los conoces? Son vídeos construidos a base de escenas muy rápidas y cortas que se superponen unas a otras, lo que hace que se visualicen de forma rápida y sencilla. De ahí parte de su éxito.

 

11. Sorpresa impactante (SI)

 

Otro punto esencial para conseguir la viralidad que deseas es la sorpresa impactante. Tienes que ser capaz de impactar a tu usuario nada más abra tu contenido. Para ello, diversos elementos, como la fotografía, jugarán un papel trascendental. Un perfecto ejemplo lo puedes ver ya en el inicio de esta publicación, donde buscamos impactarte con una foto llamativa sobre la tipografía del marketing viral en cuanto a los colores (ahora si lo hemos conseguido o no, ya lo sabes tú mejor que nosotros, claro). A día de hoy recibimos spam y sobrecarga informativa por todos lados, hasta el punto de rozar muchas veces la «infoxicación», sí, esa intoxicación por exceso de información. Fíjate, por ejemplo, en Twitter, uno de los canales donde estimamos que más infoxicación tiene lugar debido a la velocidad en tiempo real de los contenidos y las noticias. Por lo tanto, intenta siempre generar este impacto, tanto al principio de tu publicación como al final, justo al lado de los botones directos a redes sociales.

 

12. Optimización de elementos clave (OE) El autor que seguimos en este caso, Juan Sánchez, establece que hay una serie de elementos clave que resultan relevantes a la hora de conseguir viralidad. Por supuesto, al igual que te mencionamos anteriormente, hablamos de elementos on-site, es decir, dentro de la página. Pero no vamos a tratar todos los elementos de la página, pues, personalmente te diré que unos me parecen más importantes que otros, por lo que a continuación te expongo los más relevantes para mí: título, thumbnails, tags y comentarios.

 

13. Título

 

Piensa en un libro. Además de la decoración de la portada, ¿qué es lo que te llama la atención para que cojas el libro y decidas leerle la sinopsis? ¡Exacto! En la mayoría de los casos el título es el que te convence a la hora de decantarte por uno u otro libro. Pues en el mundo digital ocurre lo mismo. Los títulos funcionan como un motor básico a la hora de captar la atención de los usuarios y pueden suponer la diferencia entre un contenido compartido masivamente y uno que apenas recibe visitas. ¿Nunca te has encontrado con el típico post que todo el mundo comparte con un título radical, alegando miles de quejas y comentarios en contra o a favor de lo que dice y al abrir el post te encuentras con que era un título falso que solo buscaba probar que la gente en realidad no pasa del título? Existen, créeme.

 

Un buen título importa y mucho. Por ello, llevé a cabo algunos propios experimentos a nivel personal. Así, en mi blog comprobé que publicando un post con un título un poco más llamativo generaba bastante más visitas con Google Analytics que la media, a pesar de ser las demás métricas para este post bastante pobres. El título era Nunca una imagen de Adsense fue tan significativa y, a pesar de haberme generado bastantes páginas visitadas, no es un contenido trascendental en el blog. Por ello, intenta siempre que tus títulos sean virales y sobre todo cumplir con las expectativas virales de dicho título, lo que quizás es la parte más complicada.

 

14. Thumbnail

 

Antes de lanzarnos a hablar abiertamente de cómo utilizar este elemento para aumentar tu viralidad, preguntemos primero: ¿sabes qué es un thumbnail? Son esas pequeñas imágenes en miniatura que te hacen más fácil la organización y el reconocimiento de lo que buscas que se utilizan en todas las partes de la era digital, como por ejemplo, el sistema operativo, los motores de búsqueda, tu propia web… Este thumbnail es un recurso que te vendrá también muy bien a la hora de conseguir viralidad. Así, para aumentar tu viralidad utiliza la foto más llamativa del artículo como imagen destacada o, incluso, si tu post no contiene imágenes muy relevantes en lo que a impacto visual se refiere, moléstate en hacer un pequeño montaje de otra foto y súbela a tu host para poder establecerla como imagen destacada, aun cuando esta no esté integrada dentro del artículo.

 

15. Tags

 

Juan Sánchez afirma la importancia de agrupar los temas con otros más populares, además de incluir una serie de keywords. En este aspecto nos encontramos con una controversia, pues, personalmente, no estoy de acuerdo con este punto de vista. Para mí SEO no presenta una gran relevancia en lo que respecta al contenido viral. Y para que lo veas claro, voy a ejemplificártelo con un caso concreto: la página de Viralnova. Esta página apenas presenta segmentación en etiquetas y categorías y su principal objetivo es que accedas a sus contenidos ya directamente desde la página home, hagas clic en el Adsense, les des un like y te vayas… o mejor aún, que pases a leer otro post. Pero, claro, si te interesa seguir el punto de vista de Juan Sánchez, no te preocupes que te explico un poco cómo va. Para empezar tienes que pensar como si fueras un usuario y estuvieras haciendo una búsqueda. ¿Qué palabras escribirías para encontrar lo que quieres? Esas palabras que se te ocurren como más importantes son las que deberás incluir en tus etiquetas. En este caso piensa en grande, pues cuantas más palabras incluyas, más posibilidades tendrás de conseguir visitas.

 

16. Comentarios

Los comentarios pueden ser importantes para aumentar la popularidad de un contenido, pues la mayor parte de los usuarios confían más en las opiniones de los demás que en las palabras de las propias empresas que venden los productos que les interesan, pero no son esencialmente relevantes para conseguir la viralidad que buscas. A día de hoy eres plenamente consciente de que muchas empresas invierten en usuarios que postean publicando siempre opiniones positivas de sus productos y servicios. ¿Cómo saber si estás ante un caso de este estilo? Si todos los comentarios son excesivamente positivos, hasta defendiendo los contras de los productos y servicios, desconfía. De todos modos, es cierto que muchos usuarios valoran que los comentarios estén presentes y estos hasta es posible que sean una consecuencia de la viralidad, pero no un elemento necesario para obtenerla. Así que si en tu página no incluyes un apartado de comentarios, ¡no te preocupes! Pues no te perjudicará en exceso.

 

17. Apertura Remix (AR)

 

Un factor relevante capaz de conseguir que un contenido sea más epidémico de lo normal es la idea de hacerlo moldeable, modulable y dúctil de cara al usuario, o lo que es lo mismo: debes dejar que sea el propio usuario el que le dé forma al contenido y lo adapte a su propio gusto. Un muy buen ejemplo de este factor es el ejemplo de CuantoCabron, donde son los propios usuarios los que suben el contenido y dan forma a la web con su humor personal. En este campo los usuarios interactúan con la propia web, dando sus propios puntos de vista y creando una epidemia de humor a su estilo. Si alguien crea un meme y este triunfa, ten por seguro que los demás lo utilizarán también, por lo que, además de la satisfacción de ver su propio contenido publicado, disfrutarán de la sensación de crear tendencia. ¡Y fíjate si triunfa esta estrategia que ya son muchos los que la siguen y cuentan con un gran número de visitas a diario! Piensa en Asco de vida, Tenía que decirlo o Visto en la web.

AUTHOR - Estefanía Córdoba

No Comments

Haz un Comentario