Diseñadora Web Freelance WordPress | Creativa - Madrid | El marketing viral y su relación con la química del cerebro
9056
post-template-default,single,single-post,postid-9056,single-format-standard,cookies-not-set,ajax_updown_fade,page_not_loaded,smooth_scroll,,qode-theme-ver-3.4,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

El marketing viral

El marketing viral y su relación con la química del cerebro

  |   Diseño Web Creativo, Marketing Online   |   No comment

Para entender mejor cómo nos afectan los contenidos virales y qué tipo de contenido es más propenso a convertirse en viral, me gustaría hacer un repaso por algunas de las principales sustancias químicas que se activan en nuestro cerebro cuando consumimos cierto tipo de información. «Necesito que me hagas sentir. Necesito dopamina y serotonina. Solo entonces convertiré tu contenido en viral».

 

Contenidos que activan la adrenalina

En el mundo digital existen contenidos que resultan muy potentes por el hecho de ser capaces de hacerle producir a nuestro cerebro importantes cantidades de adrenalina. Es algo así como lo que reflejan los anuncios de videojuegos de coches deportivos como el Need For Speed o A todo gas. ¡Y no solo los vídeojuegos! También son muchas las películas que intentan despertar en tu cerebro la más potente adrenalina, piensa en la saga 300: el origen de un imperio. Aunque si te paras a pensarlo profundamente, en realidad podemos encontrar ejemplos de material que provoca esta subida de adrenalina en todos los campos del mundo audiovisual. ¿O no es lo que sentían los millones de personas que se esmeraban en bailar el famoso baile del Gangnam Style?

 

Contenidos que disparan noradrenalina y testosterona

Este tipo de contenidos son los que disparan el deseo o la excitación sexual y tienen una relación bastante estrecha con el contenido erótico. Mucha gente no reconoce sentirse atraída por este tipo de contenido, pero la verdad es que en el fondo todos sentimos cierto interés, pues lo llevamos en el instinto animal de nuestra naturaleza. Por esta misma razón, en la sociedad en nuestros días son de los que más rápido se difunden. Un ejemplo de este tipo de contenido es el fenómeno viral 50 sombras de Grey que, aunque supone otro tipo de viralidad, también es digno de ser objeto de estudio. Como sabes, la temática encaja perfectamente en este tipo de contenidos. ¡Fíjate en la difusión masiva que tiene!

 

Contenidos que activan la dopamina

La dopamina es el neurotransmisor que actúa en nuestro cerebro para hacernos sentir bien, felices, risueños y relajados. Por decirlo de otro modo, es la encargada de hacer que en nuestro universo interior resplandezca el sol. Por ello, en este apartado entrarían todos los contenidos que nos propician la risa o los estados de ánimo positivos. Propicia este tipo de contenidos y conseguirás un doble objetivo: viralizar tu contenido y hacer felices a los demás.

 

Contenidos que disparan la serotonina

La serotonina también está relacionada con el estado de ánimo e influye en nosotros inhibiéndonos la ira, aumentándonos el humor, manteniéndonos lejos de la depresión y propiciando una sensación de bienestar. ¿Cuántas veces te has enfurecido y una buena canción, por ejemplo, que ha compartido un compañero de trabajo te ha levantado el ánimo? He ahí el efecto de la serotonina. El contenido que dispara la serotonina es quizás el más complicado de replicar de forma masiva, ya que normalmente para crearlo tenemos que acudir a patrones de personalización muy estrechos en función del sujeto al que va dirigido. Varios ejemplos de este tipo de contenido son: un mural de fotos con la mascota de tu infancia, un collage recordando momentos relevantes de tu vida con tus mejores amigos o un vídeo o una foto con tu bebé recién nacido. Al ser un contenido tan personal, dirigido a un público tan específico, es muy difícil replicarlo en masa, aunque si lo consigues, el factor viral a una escala pertinente está asegurado.

 

Contenidos que disparan el ácido glutámico

El glutamato es un neurotransmisor estimulante del sistema nervioso central. Así, el ácido glutámico es la molécula asociada al miedo y el miedo, como bien sabes, e una de las emociones más fuertes que existen. Genera adrenalina, nos pone tensos y hasta parece paralizar todo nuestro cuerpo. A priori, puede parecerte que nadie disfruta de esta sensación, pero la verdad es que a día de hoy, hay legiones enteras de personas seguidoras de esta emoción en todos y cada uno de sus formatos. Así, sagas, como Saw, son la representación perfecta de este fenómeno, así como los vídeos de Slenderman que son bastante populares en Youtube entre gente aficionada a este tipo de sensaciones.

AUTHOR - Estefanía Córdoba

No Comments

Haz un Comentario